Cocinas Sostenible

COCINAS SOSTENIBLES PARA NUESTRO HOGAR

Si algún espacio puede considerarse el corazón de una casa, seguro que ha sido y será la cocina. Y es que en ella se pasa mucho tiempo, desde ella se puede dirigir el funcionamiento de toda la dinámica del hogar, y allí se cocinan, literal y metafóricamente, los mejores momentos de nuestra vida, que quedarán para siempre en nuestra memoria.

Por eso si queremos una casa sostenible la cocina es un lugar clave para poner en práctica nuestras ideas.

 

La cocina como un todo

Y es que la cocina es uno de los ambientes más complejos del hogar porque allí se concentran gran parte de los electrodomésticos, el uso de agua, las necesidades de limpieza y uso de productos, el consumo eléctrico y de otros tipos de energía para la generación de calor para cocinar.

En la cocina se reúnen los puntos más calientes como el horno, y los más fríos como puede ser la nevera y el congelador. Por eso es importante ver este espacio como un todo, donde el concepto de sostenibilidad no solamente estará referido al uso de la energía eléctrica (aunque este es un punto importante) sino al de ahorro de agua y uso de materiales.

Cocina Sostenible

 

La energía eléctrica dentro de las cocinas sostenibles

En las cocinas  sostenibles modernas se suelen encontrar gran cantidad de electrodomésticos que tienen por finalidad hacer nuestra vida más fácil y placentera. Por supuesto, como hemos dicho en otros artículos, el  objetivo de un espacio sostenible no es renunciar a las comodidades, sino poder aprovecharlas con el mínimo impacto posible sobre el medio.

Por ejemplo se pueden seleccionar electrodomésticos con etiquetado A+++ (etiqueta verde) que ahorran mucha más electricidad y son mucho más eficientes que el resto.

También ayuda hacer un diseño eficiente, evitar por ejemplo que el refrigerador quede al lado del radiador o el microondas, ya que trabajar cerca de fuentes de calor lo obligará a esforzarse más y consumir más energía.

Energéticamente las cocinas sostenibles, incorporan placas de inducción, que han superado en eficiencia energética a las cocinas de vitrocerámica, además de ser más seguras y fáciles de limpiar, y ni hablar de sus ventajas si la comparamos con las de gas.

Y si vamos a la iluminación, como ya hemos comentado en otros artículos, potenciar la iluminación natural y utilizar luces LED, será una combinación que seguro que nos acercará más a nuestra meta. 

 

 

El resto de la instalación también tiene su rol

Por supuesto no solamente se deben tener en cuenta los equipos eléctricos. El mobiliario es vital en nuestro interés por lograr la sostenibilidad. Por eso podemos recurrir a materiales con certificación verde, asegurarnos de que sus procesos de fabricación minimicen la huella de carbono y que sean ecoamigables desde la gestión de la materia prima hasta la instalación.

Otra opción para mobiliario para cocinas sostenibles, que está teniendo auge y que va de la mano de las últimas tendencias en decoración, es el uso de muebles antiguos que se reciclan y renuevan. De esta forma se aprovechan los recursos ya existentes, se evita el desperdicio de material que todavía tiene vida útil y se puede evitar acumular objetos o disponerlos de forma no adecuada.

También los utensilios de cocina pueden ser seleccionados con la amplia oferta disponible hoy en día y que combinan diseño, funcionalidad y sostenibilidad.y  que no podemos dejar de lado para una cocina sostenible.

 

Cocina Sostenible

Los buenos hábitos harán más sostenible nuestra cocina

El concepto de sostenibilidad debe ir de la mano entre lo material y lo inmaterial. Es decir que poco lograremos comprando los electrodomésticos más eficientes o el mobiliario más ecoamigable, si nuestros hábitos destruyen nuestra buena voluntad.

Una cocina sostenible requiere por ejemplo que quienes están en ella, sepan el valor del agua y la cuiden, eviten las fugas, no laven con los grifos abiertos y el agua corriendo, utilicen detergentes biodegradables y en la medida de lo posible sistemas de filtrado y reutilización del agua servida.

También será importante aprovechar los residuos orgánicos, reciclar los diferentes materiales de desechos según su tipo, evitar un uso inapropiado del lavavajillas (se debe utilizar con la carga completa para ahorrar agua), y por supuesto consumir con criterio los alimentos para evitar malgastos y desperdicios.

 

Una vida más sana se puede iniciar en nuestra cocina

Y una vez que hemos decidido hacer de la sostenibilidad un estilo de vida, tanto en lo material como en los hábitos de consumo que nos definen, podemos ir más allá porque esto puede influir en los alimentos que consumimos y la forma en la que los preparamos. Nos puede animar por ejemplo a sembrar nuestro propio huerto, a regresar a recetas y alimentos más naturales y tradicionales, a llevar el concepto de sostenibilidad al resto de nuestro hogar y al medio en el que nos desenvolvemos.

 

Si nuestra cocina se convierte en ese lugar agradable y acorde con nuestros principios y objetivos de sostenibilidad, seguro que podremos disfrutar mucho más de ella y del tiempo que pasemos allí.

Bueno, espero que os haya gustado este post sobre cocinas sostenibles para nuestro hogar. Y si es así, nos encantará que lo compartas en tus redes sociales.

Muchas gracias a todos por seguirnos.

Hasta pronto!!

2 comentarios en “COCINAS SOSTENIBLES PARA NUESTRO HOGAR”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.