REHABILITACIÓN PASSIVHAUS

Rehabilitación arquitectónica bajo el Estándar Passivhaus.

Si vas a rehabilitar Tu vivienda, tienes una importante cuestión a la que hacer frente: La rehabilitación energética ¿estoy haciendo el mejor trabajo posible a largo plazo, o me voy a encontrar interviniendo  de nuevo dentro de 10 ó 15 años?

a que tengo que intervenir en mi edificio, ¿Por qué no dotarle de todas las medidas de ahorro, que estén en mi mano, para que los gastos de calefacción no supongan un problema?

¿Por qué deberíamos centrarnos en la eficiencia energética cada vez que reformamos?

Reducir al máximo la demanda de energía de nuestros edificios nos permitirá protegernos del aumento constante del precio de la energía. Costes que nunca podremos controlar, pero que siempre suben año a año, con el beneficio de reducir las emisiones de CO2 al ambiente.

Mejorar la envolvente permite renunciar a los sistemas de calefacción / refrigeración convencional: el aporte energético necesario para una vivienda se puede conseguir mediante un par de radiadores de baja potencia; el resto lo aportan el sol, las personas, la iluminación y los electrodomésticos.

Un edificio rehabilitado con estos planteamientos se puede amortizar en menos de 5 años: el ligero sobrecoste que conlleva se recupera en ese tiempo por la reducción drástica de la factura energética y los gastos de mantenimiento.

Los materiales  para la construcción bajo el estándar Passivhaus no son muy diferentes a los convencionales: la clave está en un correcto diseño, y una sabia elección de los materiales a utilizar. Incluso pequeños cambios en un producto pueden tener un profundo impacto en el consumo total de energía, confort y funcionalidad.

Invierte ahora, para ahorrar en el futuro.

Invertir en calidad y mayor eficiencia energética inicialmente puede aumentar  la inversión económica de la  actuación. Pero este cálculo, como podemos ver en el esquema, resulta engañoso: un estudio detallado del gasto a 20 años pone de manifiesto como deberíamos hacer las cuentas.

 

El estándar Passivhaus es una inversión: pagable a corto plazo, rentable a medio e imprescindible a largo plazo.

El retorno de la inversión

El punto interesante es aquél en el que se alcanza la eficiencia con un esfuerzo inversor asequible. ¿Cuánto de eficiente?: hasta alcanzar el grado de aislamiento y hermeticidad que nos permitan prescindir de un sistema de calefacción o refrigeración convencionales. Es en este punto donde los mayores costes de inversión se compensan a medio plazo con el ahorro energético.

Rehabilitar con EnerPHit, es  conseguir un edificio  sin hipoteca energética

Las hipotecas de vivienda tienen unos gastos marcados por los bancos y referenciados a valores relativamente estables.

passivhaus-rehabilitacion-3

Por el contrario los precios de la energía están en manos de los intereses de los gobiernos y de las fluctuaciones en los precios de las materias primas y las circunstancias geopolíticas de los países: Esto es “la hipoteca energética”. Y nadie nos informa de lo que nos va a suponer, ni en este año, ni dentro de 10 años…..

Por tanto, es muy importante reducirla todo lo posible y poder hablar de INVERTIR en lugar de GASTAR. Al reducir al máximo la demanda de nuestro edificio, es relativamente sencillo conseguir el aporte energético necesario mediante energías renovables y poder llegar a hablar de edificios sin hipoteca energética.

Por otro lado, en muy pocos años, la aparición de nuevas normativas más exigentes en el ámbito de la eficiencia energética empujará a la baja el precio de viviendas poco eficientes, al contrario de lo que ocurrirá con los edificios de alta eficiencia, con prestaciones superiores de confort y durabilidad y gasto energético mínimo.

 

 El requerimiento de energía de una casa como reequipamiento en la Norma EnerPHit es:

  • La calefacción anual requisito de 25 kWh / (m 2a) Superficie tratada;
  • La demanda total de energía primaria no superior a 120 kWh / (M2A), independientemente de la fuente de energía; y
  • La frecuencia de la temperatura interna excesiva (> 25 ° C) debe limitarse a un máximo de 10%
  • Renovaciones de aire por hora ≤1.0 @ n50

¿Más dudas?

¿Cómo puedo saber si recuperaré la inversión en la construcción o rehabilitación Pasiva de mi edificio?

El ligero sobrecoste inicial, entre un 5 y un 10% en obra nueva, se amortiza en un plazo inferior a 10 años debido a la reducción drástica de la demanda de energía (hasta la décima parte). 
Estos datos, que son conservadores, mejoran teniendo en cuenta que se reduce la dependencia energética de terceros países, así como del mercado regulatorio de los precios de la energía

¿Las estimaciones están garantizadas?

Los edificios pasivos son muy precisos en su diseño y construcción por lo que se controla en todo momento la demanda de energía que van a tener una vez terminadas las obras. Se realizan cálculos y ensayos que garantizan alcanzar los objetivos previstos.

¿Qué pasa si no se cumple el ahorro energético prometido?

Sencillamente, eso no sucede, si la obra está ejecutada correctamente.

Estoy interesado, ¿qué hago ahora?

Puedes llamarnos al estudio o enviarnos un correo con tus dudas o necesidades concretas.

Si estás pensando en rehabilitar tu edificio, deberías echar un vistazo a este video: